rss feeds RSS / /

Descarga juegos gratis !
Accede a toda la emoción de Las Vegas y  juega gratis todo el tiempo que desees con nuestros más de 300 juegos disponibles

TRASTORNOS PSICOSOMATICOS

Por Psicologoinfantil.com

TRASTORNOS PSICOSOMATICOS EN LA INFANCIA

Los trastornos psicosomáticos son aquellos que afectan al cuerpo, pero cuya causa es psicológica.

Suelen observarse en aquellos "niños" que tienen un importante sentimiento de abandono o que lo viven así (niños adoptados, niños que viven muy mal la llegada de un hermanito,...). Al no poder reclamar directamente ese afecto que tanto necesitan, lo expresan a través del cuerpo, esperando así "inconscientemente" obtener dosis suplementarias de atención y afecto.
Por regla general, se observa un beneficio secundario que comporta el padecer esa dolencia. Este trastorno no deberá infravalorarse, pues el niño lo desconoce conscientemente, así como tampoco darle una excesiva importancia. Se intentará dar al niño ese afecto que necesita, y a ser posible, se consultará a algún especialista infantil que orientará sobre el significado de ese síntoma psicosomático en concreto y el por qué de no ser otro.

El adulto ante un conflicto aumenta su tensión; ésta puede llegar a manifestarse a nivel corporal mediante la aparición de una enfermedad. En el niño esto se produce con mucha más fuerza.

Muchos trastornos psicosomáticos tienden a surgir en edades específicas, ya que se relacionan con la maduración del funcionamiento de determinados órganos y con el desarrollo psicológico. Suele afectarse el órgano más débil.
Por ej.: eccema (8-24 meses) , dolores abdominales (alrededor de los 3-4 años), asma (alrededor de los 5 años), cefalea (alrededor de los 6-7 años)....

Según el área del cuerpo afectada pueden agruparse diferentes tipos de trastornos:

- referentes al aparato respiratorio: ...asma
- referentes a la piel: ...eccema
- referentes a la cabeza: ...cefalea ...migraña ...anginas de repetición ...otitis de repetición
- otros: ...dolores abdominales.

A continuación se explican algunos de ellos:

Asma infantil : En el asma infantil, hay un componente somático y otro psicológico. Hay un agente que causa la alergia, pero otras veces ese agente está ausente y también se desencadena la crisis. Y algo ocurre de forma general: el niño padece la crisis en presencia o ausencia de una misma persona, en un mismo lugar o circunstancia, sin que ello tenga nada que ver con el agente alérgico. La separación del medio familiar suele mejorar las crisis. Suelen desaparecer muchas afecciones de este tipo con la pubertad.
En este tipo de trastorno se hace necesaria la consulta a un profesional, ya que si se observa un importante componente psicológico y se da exclusivamente tratamiento físico, puede resultar un fracaso. El psicólogo revisará qué ocurre con las relaciones familiares, los factores que desencadenan la crisis,...e incidirá sobre ello. Los tratamientos, pues, deberán ser mixtos (médicos y psicológicos) y se valorará en cada caso el tipo de terapia.

Eccema: Las manifestaciones cutáneas tienen tanto orígenes fisiológicos como psicológicos. La piel es la barrera entre el mundo interior del individuo y el exterior. Suele afectar a niños más bien sumisos, sensibles y muy ansiosos. Esa ansiedad, por una "predisposición congénita", se expresaría mediante el eccema.

Migrañas infantiles: Consiste en la aparición brusca de una intensa cefalea. Aparece frecuentemente en el niño de edad escolar; también suele encontrarse en algún otro miembro de su familia.

Cefaleas: Es difícil distinguirlas de las migrañas. También aparecen frecuentemente en niños de edad escolar. Tanto su aparición como su desaparición es repentina. Suele responder a un mecanismo psicológico que lleva a "no poder pensar", pues le envuelve alguna situación, para él desagradable, de la que no puede escapar (ej. separación de los padres,...).

Dolores abdominales: Entre los 7 y 9 años los niños se quejan de esta dolencia con mayor frecuencia que en otras edades. Se acompaña de vómitos, de "un mal comer". Es la queja más frecuente dentro del grupo de estos trastornos.

Alopecia: En el historial de los niños que sufren alopecia suele encontrarse algún hecho traumático que les ha supuesto la pérdida, real o simbólica, de algo. La psicoterapia no suele ser suficiente para que el pelo se vaya repoblando, hace falta tratamiento médico básico.

Esther Cuyás López / Psicóloga infantil-Psicomotricista
http://www.psicologoinfantil.com



Artículos Destacados